15 de mayo de 2009

Hoy

Hoy lenta avanza a su muerte la tarde,
al igual que a la sombra oculta, muere a veces la esperanza,
hoy entre un abstracto desfile de nubes fugaces,
he visto desnuda en el cielo mi alma.

Hoy entre los pálidos colores que al cielo disfrazan
mientras sus últimas bocanadas de vida respira,
lucen sin orden las estrellas, su mágica danza
como el rosa de tu aura ante el negro de mis días,
como el carmesí de tus mejillas
ilumina como el sol mi opaca alegría,
cuales astros en el infinito, espero también
puedan brillar algún día, en las mías tus pupilas.

Hoy el viento agita indefensas las hojas
y una a una, las arrastra a morir con el día entre las sombras,
hoy más que nunca, este traicionero viento indiferente
me hace pensar que sin ti, talvez no exista mañana,
que solo tú eres capaz de rescatarme cada tarde,
que solo tú tienes la cura, para esta herida inhumana,
esta herida que solo sabe sangrar mi dilema y tu distancia.

Hoy robándole al campo el color de sus flores,
parece el ocaso más bien, de mañana el alba improvisada,
y hoy seguro sentiré de nuevo el viento en mi cara
y caerán tambaleantes las hojas a su encuentro con el aire
y recorrerán las nubes su camino invisible con la brisa.
Pero hoy igual que ayer resistiré, solo para mañana
ser de nuevo feliz al ver en tus labios pura, tu sonrisa.

No hay comentarios:

LinkWithin

Related Posts with Thumbnails